El arte es importante para alcanzar un óptimo desarrollo infantil

16/10/2021 by - Artistas

El  arte es importante para alcanzar un óptimo desarrollo infantil

Muchos son los que aún manejan la premisa de que el arte es un lujo, y nada más lejos de eso. Desde tiempos inmemorables, el arte ha jugado un papel más relevante de lo que creemos para la educación de los niños.

Aparte de lograr un estímulo en el aprendizaje de las diferentes materias, como lo es la lectura o las matemáticas, pintar, dibujar o modelar resultan actividades que son imprescindibles para alcanzar el correcto desarrollo de la percepción, la motricidad fina o la interacción social, asi como cuando los bebés logran mantener la cabeza erguida.

¿Qué es de la vida del arte en estos tiempos?

Desafortunadamente las enseñanzas artísticas han quedado relegadas a un segundo plano a mano de numerosas familias y también de centros escolares en muchos países, cuando estás distan mucho de ser un lujo superfluo para la educación de los niños.

Diferentes investigaciones han demostrado que el arte se encarga de jugar un papel sumamente esencial, y no solo para el desarrollo de los niños, sino que además, en el aprendizaje de la lectura, la escritura y el cálculo.

El arte y su inestimable ayuda

Entre los estudios que se han realizado se encuentra uno de la Facultad de Educación de la UCLA entre estudiantes estadounidenses de secundaria, el mismo reveló que quienes habían mantenido estrecha relación con el arte, dentro o fuera de sus aulas, llegaban a obtener calificaciones que eran notablemente más altas y además presentaban menor riesgo de fracaso escolar en comparación con aquellos que carecían de dicha experiencia.

Han transcurrido ya algunos años, desde que la prestigiosa publicación científica Nature dio cuenta de otra investigación que se realizó en colegios públicos de Rhode Island, en la misma se mostraron los resultados arrojados por una hora adicional de música y artes plásticas en niños cuyas edades estaban entre cinco y siete años y que estaban retrasados en casi todas las materias en relación con sus compañeros de clase.

Transcurridos siete meses, los niños ya habían alcanzado el mismo nivel de lectura que el resto de los estudiantes e incluso los sobrepasaron en matemáticas.

Quien se encargaba de dirigir la investigación no pudo ser más claro en sus conclusiones: “Creemos haber demostrado con datos científicos que la enseñanza musical y artística no debe considerarse un lujo adicional, sino un componente fundamental de la educación, ya que puede ayudar a los niños a desarrollar sus capacidades en otras materias”.

Del mismo modo, otro prominente especialista, el profesor de Harvard Howard Gardner, quien fue el pionero durante los años 80 de esta teoría, que en la actualidad ha sido unánimemente aceptada, relacionada con las inteligencias múltiples, sostiene que: “un buen sistema educativo tiene que alimentar y fomentar todas las formas de inteligencia, incluidas las relacionadas con el arte; en caso contrario, descuidaría parcelas fundamentales del potencial humano y frenaría el desarrollo cognitivo de los niños”.

De manera que, de acuerdo a Gardner es recomendable favorecer la afición de los niños hacia el arte en cualquiera de sus formas, no solo como un medio de expresión sino también como un modo de acercarse al mundo que los rodea.